lunes, 27 de septiembre de 2010

Independencia es un derecho y una consecuencia

Mentes brillantes en espíritus despiertos!
  Este mes de nuestra independencia ha sido motivo para recordar ciertos hechos que marcan el rumbo de la historia de una Nación. Mi comentario obedece más a como nos afecta un estado de independencia llevado a nuestra vida personal y de hecho como esto influye en el destino que podemos definir.
Cuando hablamos de hábitos los clasificamos como buenos y malos, conocemos los buenos por constructivos y los malos como parte de nuestra vida pero que al mismo tiempo la destruyen deteriorándola.
Cuando conocí el poder de independizarme de mis malos hábitos di un paso al frente y me prometí no volver atrás en lo que había resuelto hacer para bien, tenia todo el propósito y la visión correcta pero no tenía fuerza en mi voluntad. Así se imaginarán lo que me paso, fui como el cangrejo y di el paso atrás pero no me sentí igual pues ya conocía que aquello que deseaba dejar pero no podía me estaba haciendo daño. Eso me paso cuando descubrí que tenía cierta inclinación a resfriarme con facilidad por los cambios bruscos de temperatura. Decía en mi interior justificando el mal hábito que como hombre tenia que enfrentar los desafíos y que no debía tener miedo, sin buscar más que una solución con mi propia receta cedí ante mi argumento y me volví a enfermar. Lo que empezó como virus se convirtió en bacteria y después tuve que ir al Medico por emergencia.
Los malos hábitos pueden presentar un argumento a favor pero de paso que no nos darán mas que una defensa sin propósito a estar sanos y en paz con nosotros mismos.
¿Como dejar un mal hábito? afrontando consecuencias y tomando una dirección con promesa de incrementar la salud y la eficiencia.
Cristo nos ayuda en nuestra debilidad, su Presencia y amistad nos pueden sacar de cualquier situación demarcada por un mal hábito. Si tu hoy pides al Señor de su poder para eliminar un mal hábito verás como paso a paso te llevará a tomar un rumbo renovador en tus decisiones y descubrirás más acerca de ti mismo.

1 comentario:

Moisés dijo...

El tema de los malos habitos es muy importante tocarlo, creo a mi punto de vista no comprometiendo a nadie mas, que cada persona tiene su batalla con alguno de ellos y que la aceptaciond ello ayuda a dar un buen paso, pero no determina nada, en mis luchas día a día con los malos habitos e aprendido que la misericordia de Dios siempre esta ahi, para ayudarme, para limpiarme, amarme y seguirme apoyando en mis metas, que bueno es El Señor, se que muchas veces me a librado de mis propias consecuencias y de igual forma creo que la lucha para vencer todo mal habito es gradual, ultimamente me siento ya en ese punto o en ese grado que quisiera cambiar mas..